¿Qué es lo que más te gusta? Tal vez una cartera, un pantalón, un adorno, algún hobbie como a mí… Es lindo poder comprarse cosas y hacerse un auto-regalo, ¿no es cierto? Claro que sí, pero sabemos que todo eso que nos gusta tiene un precio, y el costo que pagamos por ese “gustito” no sólo lo hacemos con dinero, también lo pagamos con tiempo, esfuerzo…

Cuando ese bien u objeto es de nuestro agrado y realmente lo necesitamos, le dedicamos mucho tiempo. Esas cosas tienen un precio y, tal vez, hasta invertimos bastante más de lo que deberíamos. Alguien dijo: “Querés celeste, que te cueste”.

¿Sabías que hay alguien que pagó un gran costo que inclusive le costó la vida? Lo hizo porque Él sabía que nuestras vidas tenían un alto precio. ¿Sabes qué? ¡El te ama así… tal cual sos! Tu valor es tan alto, que pagó con su sangre.

¡Así que, ponete contento que sos por demás valioso!

Te mando un abrazo

Damian D’Iapico
damian.diapico@sdrlive.com.ar

One thought on “El precio de la vida”

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *